Covid 19

Cómo será la vida de los farmacéuticos después del COVID

80vistas

Enfrentarse al COVID-19 ha sido una experiencia de aprendizaje para los profesionales de la salud, incluidos los farmacéuticos. Según los líderes de la profesión, enfrentarse al virus puede conducir a nuevos métodos de atención al paciente que, en el pasado, podrían haber parecido menos convencionales para los farmacéuticos, pero que ahora se consideran más necesarios.

La pandemia ha estimulado las conversaciones sobre nuevos modelos de negocio y políticas que permitan un mayor acercamiento a los pacientes. Estas son algunas de esas iniciativas.

Telehealth

La telesalud estaba cobrando impulso antes de la COVID-19, pero la pandemia ha acelerado la tendencia. Este modelo de atención puede prestarse a través de una aplicación digital segura, por teléfono o por videoconferencia. Mediante estas diversas formas de telesalud, un paciente puede describir a un farmacéutico los síntomas o los efectos adversos de los medicamentos mientras el farmacéutico evalúa el estado del paciente. A continuación, el farmacéutico puede aconsejar al paciente o remitirlo a otro profesional sanitario.

La telesalud también puede proporcionar los medios para que los farmacéuticos practiquen la terapia de gestión de la medicación a distancia. También puede permitir a los proveedores de atención sanitaria llegar a los pacientes en zonas donde la atención sanitaria convencional es de difícil acceso.

Modelo de clínica-farmacia comunitaria

Post-COVID, este modelo puede ganar mayor tracción. Esta combinación permite a los farmacéuticos administrar servicios de atención ambulatoria en una farmacia comunitaria, tratando enfermedades crónicas para que otros centros puedan centrarse en afecciones como la COVID-19. El uso de este acuerdo también ayudará a evitar que los centros médicos se vean desbordados, como ha ocurrido durante la pandemia.

Pruebas

Poner un mayor énfasis en los servicios clínicos en las farmacias minoristas también permitirá a las farmacias ampliar los servicios de pruebas para los pacientes. Los pacientes pueden someterse a pruebas de presión arterial, colesterol, diabetes y otras afecciones. Una vez conocidos los resultados,  los farmacéuticos pueden asesorar.

Mejor seguridad en el trabajo

COVID-19 ha hecho que se preste atención a la limpieza y a otras medidas de salud y seguridad en todos los centros sanitarios. Ahora se hace más hincapié en hacer que las instalaciones sean más seguras para los pacientes y el personal sanitario. Las farmacias han establecido una serie de nuevas prácticas y procedimientos durante la pandemia que probablemente continuarán.

Por ejemplo, algunas están levantando tabiques de plexiglás, aplicando nuevos procedimientos de control de infecciones e imprimiendo hojas informativas con respuestas a las preguntas más comunes que tienen los pacientes.

Dejar una Respuesta